¿Cómo Estructurar una Canción?

El arte de Crear Música y Ordenarla… La Composición, en sus distintas vertientes (clásico, popular, folclórico, rock, etc.), tiene mucho en común con la arquitectura o la carpintería, si bien trabajamos con el tiempo y no con el espacio. Una gran parte al estructurar una canción, es saber proporcionar y relacionar el material musical.

¿Qué es la Forma Musical?

Podemos definir como forma musical a la estructura según la cual disponemos los distintos materiales musicales y secciones. En fácil: es cómo y donde repetimos tal o cual sección, cuantas veces se repite, cuanto dura cada una, etc.
 
Pero hay mucho mas que eso. Tenemos que saber que cada sección de música, cada pasaje, cada melodía, está ahí por alguna razón. Y que podemos tener un pasaje maravilloso, pero mal puesto no va a aportar en nada.
 
Es por ello que es indispensable entender algunos conceptos básicos del balance formal y tener alguna noción mas o menos clara de la estructura de lo que estamos creando.
 
En la parte práctica, las secciones mas usuales en una canción son estrofa y estribillo. El estribillo es la parte mas importante desde algún punto de vista, ya que es «el gancho», lo que se repite y que le queda a uno en la cabeza dando vueltas. La estrofa es mas el discurso o el viaje, y el texto tiende a ser distinto en cada repetición. En una forma muy básica, una canción pop-rock podría constar de Estrofa y Estribillo, que llamaremos A y B, y repetirse, es decir:
A – B – A – B
 
Hay también canciones estróficas o «romanzas», que no tienen un estribillo, y su forma es mas básica (lo que no implica una forma menor de arte, necesariamente!).
 
Dentro de cada sección pueden pasar muchas cosas y su estructura interna no tiene por qué se algo estático ni cuadrado. Por ejemplo, la estrofa de «Durazno Sangrando», de Invisible, tiene una estructura propia muy interesante, con subsecciones (a a b a)

Unidad y Variedad: El principio básico de la Estructura

En cualquier música, necesitamos contraste y variedad para que nos mantengamos atentos, para no aburrirnos. Pero al mismo tiempo, necesitamos también que el material no sea tan dispar para no sentirnos perdidos, necesitamos familiaridad y desarrollo del material que ya ha sonado.
 
El balance entre unidad y variedad, es decir, entre lo nuevo y la repetición o desarrollo, es un aspecto esencial del Flujo en una Composición Musical.

Estructuras Auxiliares: Puentes, Secciones Constrastantes, Desarrollos…

Dentro de la estructura de una canción, podemos también tener secciones que asistan a las principales (estrofa y estribillo, en el caso de la canción), que pueden ser puentes que conecten secciones distintas, o secciones contrastantes que nos den un nuevo aliento para la repetición posterior, o bien una sección de desarrollo.
 
El desarrollo es la evolución de una idea musical, y es propio de formas musicales mas largas como sucede en la música académica («Clásica»). Mas adelante, en otro post, hablaremos con mas detalle del desarrollo.
 

Una Técnica para darle Estructura a una Canción

Te proponemos en el video una técnica para estructurar tu canción de forma mas ordenada:
  1. Primero, tomas una idea global, que será el centro, el mensaje de tu canción. Puede ser un poema, una imágen, una escena, una frase, una palabra, etc…
  2. Ahora, defines secciones principales. También puedes definir secciones auxiliares de antemano, si bien no es necesario. En el caso mas común, la estructura común de una canción consta de una estrofa y un estribillo.
  3. Ahora vas a definir sub-ideas para cada sección dentro de la Canción. Es decir, para expresar ese mensaje global, cada sección va a definir un aspecto de esta idea principal.
  4. Una vez que tenemos estas sub-ideas, haremos una lista de palabras para cada una. Todas las palabras sirven, y sus sinónimos. Esta lista nos ayudará a escribir una letra, así como también a cerrar y definir mejor la idea. Sirve también para instrumentales.
  5. Ahora veremos qué elementos técnicos nos permiten expresar eso que queremos. Por ejemplo, si queremos expresar algo brillante, usaremos una tonalidad mayor o un modo mas brillante como el Lidio. Hay que tener en cuenta que también podemos expresar algo brillante con una tonalidad menor, y viceversa, pero por lo mismo definiremos con claridad los recursos técnicos. En el video, puedes ver con mas detalle qué recursos técnicos podemos definir de antemano.
¿Quieres aprender mas sobre Teoría Musical? Tenemos un libro de Teoría Musical Básica para tí!

¿O bien ya sabes un tanto y quieres profundizar y obtener herramientas sólidas para la labor creativa y compositiva? Chequea nuestro libro, Armonía y Composición.
 

¡Déjame un comentario, y así lo charlamos! Siempre es bueno recibir palabras de otra persona, sea quien sea, para aclarar nuestra cabeza un poco. Te invito también a que, si te gustó el artículo, lo compartas en las redes 🙂

Un Abrazo!

Francisco

Compártelo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *